Homenaje al Parque de Atracciones de Montjuic

Esta web narra toda la historia del Parque de Atracciones de Montjuic, una de las grandes opciones de ocio de las que disfrutó Barcelona desde su inauguración, en 1966 hasta su cierre definitivo, en 1998.

Accidente en el Tren Fantasma del Parque de Atracciones de Montjuic

3 minutos de lectura

Accidente en el Tren Fantasma del Parque de Atracciones de Montjuic. Manresa/ Barcelona – Felip González / Ignacio de Orovio

El Ayuntamiento de Barcelona abrió ayer una investigación para aclarar las causas del accidente que el domingo causó heridas leves a Ramón Grau, de 35 años, y a Pilar Obradors, de 34, en el parque de atracciones de Montjuic.

Los dos viajaban en una vagoneta del Tren del Terror (Tren Fantasma) —generalmente utilizado por el público más joven— en la que falló, al parecer, la barra de seguridad. Ambos salieron despedidos contra una pared y resultaron heridos leves.

Fueron atendidos inicialmente por una ambulancia y, más tarde, en el Hospital del Mar.

El Ayuntamiento de Barcelona abre una investigación para aclarar el siniestro del domingo, que acabó con dos heridos

La comisionada municipal para Montjuíc, Cati Carreras-Moysi, explicó ayer que el Ayuntamiento “está, intentando investigar qué pasó”, aunque hasta ayer por la tarde no había logrado contactar —al igual que este diario— con Parque de Atracciones, SA, concesionaria del recinto, de 15 hectáreas.

La concejala de Movilidad y Seguridad, Carme San Miguel, dijo a Europa Press que “mientras no tengamos información no podernos decir qué ha pasado y qué hay que hacer”. El parque sólo abre en esta época el fin de semana.

La concesión de explotación a dicha empresa está caducada desde hace tres años, pero el Ayuntamiento aún no ha convocado el concurso para adjudicar —o renovar— el permiso de explotación. Por ello, el re

cinto funciona con una licencia a precario. Este es el motivo, según Carreras-Moysi, por el que no se instalan nuevas atracciones.

“Mientras no se renueve la concesión, lo normal es que no se hagan grandes inversiones”, añadió.

CiU anunció ayer que va a presentar al pleno preguntas para aclarar el siniestro.

“Salimos disparados” Los dos heridos explican cómo ocurrió el accidente

Ramon Grau, de 35años, y Pilar Obradors, de 34, fueron al parque de atracciones de Montjuic a celebrar el cumpleaños de ella y, en primer lugar, quisieron probar una de las atracciones sencillas. Escogieron la del Tren del Terror, sin saber que iba a hacer honor a su nombre.

Ayer, algo conmocionados por el susto, Ramon y Pilar tenían una idea algo confusa de lo ocurrido. “Nuestra vagoneta hizo un movimiento brusco y en décimas de segundo pasaron muchas cosas, salirnos disparados contra una pared.” El accidente sucedió poco antes del final del trayecto y hasta ese momento todo había ido bien. Antes de partir, un responsable de la atracción bajó la barra de seguridad “hasta que hizo un sonido de ‘clac’. Luego se debió abrir porque si no, no hubiéramos salido despe didos así”.

Según el relato de Ramon, Pilar perdió por momentos el conocimiento. “Tras la caída —explicó él—, la atracción se paró y un hombre con una linterna vino a ver qué . había pasado. Al ver su cara ensangrentada fue a buscar ayuda y nos llevaron a la enfermería.

Nos pidieron que fuéramos rápido para que no nos viera el público, por aquello de la imagen del parque.”

En el Hospital del Mar fueron atendidos de la conmoción cerebral y de diversas heridas. Ramón fue

dado de alta a las 17.38 y Pilar, a las 18.39. Desde su casa, los accidentados intentaron ponerse en contacto con los responsables del parque de atracciones, pero no fue hasta ayer por la tarde cuando el director del parque, José Manuel Martín, les llamó para comunicarles que la empresa de seguros “se hará cargo de todo”.

“Nos ha confirmado —añadió— que la vagoneta se salió de la vía y que por eso salimos despedidos.”

“En el mantenimiento de este tipo de atracción se tendrían que poner los cinco sentidos para que no haya accidentes»

Los dos jóvenes accidentados no han presentado denuncia ante el juzgado por los hechos, aunque no van a poder ir a trabajar en unos cuantos días. “Sólo queremos que se garantice que no le vuelva a pasar a nadie nunca más algo parecido. No quiero ni pensar en lo que nos podría haber sucedido en una atracción de más riesgo. En el mantenimiento de este tipo de atracción se tendrían que poner los cinco sentidos para que no haya accidentes”, enfatiza el herido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.